Profecía pre Año Nuevo y resaca CES 2014

//Profecía pre Año Nuevo y resaca CES 2014

Profecía pre Año Nuevo y resaca CES 2014

2018-07-30T19:29:59+02:00Artículos|

podium-marcas

Quizá muchos ya os hayáis enterado de la predicción que Yu Yoshida (analista de Credit Suisse) hizo a finales del año 2013. Para los que no (y llevéis bien el inglés), aquí os dejo el artículo del New York Times que hace referencia a sus declaraciones:

http://www.nytimes.com/reuters/2013/12/29/business/29reuters-japan-cameras.html?hp&_r=3&

 El analista dijo que para este año que ha entrado sólo iban a sobrevivir a la revolución del smartphone las marcas Canon, Nikon y Sony. Que las cámaras réflex (DSRL) van a desaparecer y reinarán las cámaras sin espejo (mirrorless, MILC, EVIL, CSC, MSC o DSLM).

¿Tendrá razón habiéndose basado solamente en estadísticas de ventas de cada empresa? ¿O habrá tenido también en cuenta otros factores como las nuevas campañas y novedades de cada marca, las tendencias de mercado o las futuras modas?
Diseccionemos la situación.

El mercado fotográfico no se limita exclusivamente a la revolución del smartphone.
Como lo fue en su día el tener todo el mundo una cámara compacta, ahora lo es tener un móvil con datos y subir de manera instantánea las fotografías a las redes sociales. A la vuelta de la esquina está el lanzamiento de las Google Glass, y quién sabe qué nuevas tecnologías nos depara el futuro.

Respecto a la actualidad y futuro cercano de las marcas, cada cual tiene sus fortalezas como para sobrevivir a esta moda tecnológica del selfie.
Desde que la fotografía dejó de ser un sector exclusivo para profesionales (o pudientes de la época) para convertirse en electrónica de consumo, las principales marcas han tenido que dejar a un lado los precios disparatados desorbitados, para dar paso a números más razonables y competitivos. No sólo han tenido que reformarse en sus precios, también han tenido que ofrecer nuevas prestaciones y renovarse tecnológicamente para mantener a sus clientes y captar a los nuevos.

En los últimos años, y sobre todo en el ya pasado 2013, el binomio Canon-Nikon se ha visto invadido por Sony. Una empresa que no sólo se dedica a la fotografía, si no que también tiene otros productos en sus líneas de fuego como smartphones, televisiones o videoconsolas. Canon, aparte de las cámaras, también tiene sus fotocopiadoras y productos electrónicos de oficina. La menos “fuerte” de este tripartito es Nikon, que se dedica exclusivamente a la fotografía.

Estos tres “grandes” son los que más invierten en el desarrollo DSRL, pero la fotografía no es algo exclusivo de tener o no una réflex.
Panasonic, Fujifilm y Olympus tienen más oferta en bridges y cámaras sin espejo. De repente ha aparecido Samsung. Y no hay que olvidarse de Polaroid y Pentax/Ricoh. Se puede citar a Hasselblad y Leica, pero eso es otro nivel.
También cabe nombrar a Sigma, que en cuestión de objetivos ya está pisándole los talones (por no decir que supera) a algunos de los mejores de la gama de Canon.
Tamron y Samyang, que aún dedicándose exclusivamente a los objetivos, cada vez lo hacen mejor. Todo este tándem de marcas alternativas suma muchos puntos para que los “gigantes” se pongan las pilas ofreciendo mejores productos a precios más competitivos.

El CES Las Vegas 2014 (Consumer Electronic Show) ha dejado tantas novedades de todas las marcas, que se hace imposible predecir qué va a ocurrir en el mercado fotográfico este año y en los siguientes. Quitando algunas excepciones que no aportan demasiadas novedades, en general todas las casas han hecho bien sus deberes.

Hay cámaras bridge para aburrir, sin demasiadas características que destacar, aparte de unas pocas con gran zoom y buena luminosidad. Lo que más sobresale de este tipo de cámaras son sus bajos precios.

En objetivos, la palma se la llevan Sigma y  Panasonic.
Como algo diferente, que llevan meses anunciando, la Socialmatic de Polaroid. Una cámara digital que puede imprimir fotografías al instante. Todo por recuperar la magia y no dejarse pisar por las Instax de Fujifilm.

Las novedades en mirrorless son más bien escasas, pero alentadoras. Todo indica a que lo nuevo está más bien dirigido al usuario profesional que al aficionado (sólo hay que ver los precios), y que quizás aquí esté la tan esperada (o temida) profecía del analista.

Todos han apostado principalmente por la conectividad (rara es la cámara que no lleve Wi-Fi) más que por mejorar las características.

Si queréis un resumen de lo último de cada marca, podéis consultarlo aquí (está en inglés, pero mirando las fotografías que lo ilustran es bastante orientativo):

http://www.thephoblographer.com/2014/01/12/phoblographers-ces-2014-recap/

Como cierre y conclusión, puntualizar que los avances y las nuevas aportaciones que anuncia cada casa auguran un año fotográfico bastante interesante. Cada cual tiene su mercado y es difícil predecir qué sucederá con el reinado de los tres “gigantes”.

¿Qué ocurrirá? Pase lo que pase, disfrutemos de lo que venga.

This website uses cookies and third party services. Ok